viernes, 8 de mayo de 2015

NOCHE

Disparas la lluvia
del cielo donde duermes;
cada gota fría estremece,
una a una me conmueve.

Pienso en lo pasado
como si estuviera presente,
como si el tiempo fuese nada,
una mentira se desvanece.

No duermo escuchando
la lluvia golpear la ventana;
el viento empuja insensato
alguna gota a mi cara.

Muy oscura es la noche;
creo dormirme pensando
que acaso en esta vida
nadie se conoce.


No hay comentarios: