viernes, 14 de noviembre de 2008

NUESTRO ESPACIO

Soy feliz porque descubro
que en el cielo hay un coro
de estrellas que recitan
los poemas con tu nombre.

La luna esconde un tesoro
del lado oscuro que posee,
a buen resguardo del sol
pues es algo muy delicado.

No hay tristeza este verano,
como los otros veranos pasados
cual duro desierto que arrasa
las flores que quedaron.

Solamente un poco de paz
en el devenir cotidiano
de estar contigo sabiendo
que es el verdadero amor

lo que tanto soñamos.

Por lo que tanto luchamos
con el tiempo de nuestro lado,
con esfuerzo y con cariño
fuimos superando al destino

forjando nuestro espacio.

No hay comentarios: