viernes, 22 de mayo de 2009

MIENTRAS PUEDO

Robarte un beso,
eso es a lo que me dedico.

Cada mañana cuando despierto
la meta para ese día es verte
poder con mis labios atrapar
tu dulzura que será mi suerte.

Un momento, tan sólo eso,
porque sé que partirás muy lejos,
allá, a ese mismo lugar
donde están tus pensamientos.

Un espacio al cual no llego
por más que peregrinen mis sueños
como aves que remontan el vuelo
a horizontes perdidos, inciertos.

Otro tiempo hacia adelante,
ese es un destino vedado ahora
a mis manos que no podrán acariciarte;
nunca más tendré tus besos.

Por eso ahora, mientras puedo,
me quedaré con los que dejas;
acaso esta sea mi manera
de no morir cuando sepa

que nada queda más que el olvido
que por este lado nunca llega.

2 comentarios:

artemisa dijo...

q hermoso poema!

cariños

arte

Martín_Espinoza dijo...

Gracias Arte!! Por siempre estar