domingo, 8 de mayo de 2011

ESPERA

Hace tiempo mis poemas
han caído en la nada eterna,
sus palabras poco afirman,
se repiten los temas.

Es como si me hubiese quedado
vacío de inspiración poética,
como un cántaro seco que se quiebra
se han roto en pedazos mis letras.

Repito las pobres metáforas,
los temas siempre son calcados
como si mi alma ya no pudiera
salir de un abismo que me aterra.

Porque veo como el tiempo pasa,
como lo que escribo es apenas
la sombra lejana de algo bueno,
como todo lo que el tiempo lleva.

Será que he llegado al límite,
hasta lo más alto donde se eleva
mi alma con su peso y sus errores
y ahora la caída comienza.

O tal vez se está gestando algo
en el fondo de las cosas bellas,
en algún texto donde se destaque
que no ha muerto mi esencia.

No hay comentarios: