jueves, 16 de junio de 2011

NIEBLA

Anoche soñé con ella,
como un fantasma del pasado
que una vez más regresa.

Siempre sonríe, me besa,
luego me mira y recuerda
cosas olvidadas, desiertas.

Vestía un largo abrigo,
debajo, su silueta perfecta
entre mis manos abiertas.

Lo pasé mal estando con ella,
no fui bueno a su lado,
todo fue como una guerra.

Pero no puedo sacar de mi cabeza
los pocos recuerdos buenos
como estrellas en la niebla.

No hay comentarios: