lunes, 2 de junio de 2014

APENAS

Deberías acostumbrarte
a estas cosas que pasan,
lo pasado está perdido
en horas muy lejanas.

Las nubes más negras
son un momento la tormenta
necesaria para luego arriba
ver el arco iris que anhelas.

La misma noche nos ciega,
nos permite ver apenas
unas pocas lejanas estrellas
como puntos que parpadean.

Pero son soles con planetas
repletos de vidas efímeras
ajenas al universo profundo
que por doquier las rodea.

Por eso no temas si llueve,
o si acaso el viento arrecia,
todo es un paisaje cósmico,
es un instante apenas.


No hay comentarios: