lunes, 6 de enero de 2014

ALEGRIA

Volviste del olvido,
de ahí donde dormías,
llegaste sin motivos
como luna perdida.

Tu sonrisa era la misma,
la que tanto me dolía
en recuerdos difusos
que el tiempo descubría.

Pero ahora te recupero
para el resto de mi vida;
a partir de ahora puedo
sonreír con alegría.


No hay comentarios: