miércoles, 1 de febrero de 2017

ÁNGEL

Mi vida pura,
sonríes siempre,
nada te preocupa,
en tu mundo dulce
no hay dudas.

Corres inocente
sin medir peligros,
persigues grillos;
estrellitas breves
en tus manitos,
en tus bolsillos.

Tus palabras
son especiales,
tienes un lenguaje
que sólo los sabios
del amor entienden
y comparten.

Por eso ángel,
por eso que nada
ni nadie te dañe;
tesoro del cielo
a nuestra vida
llegaste.



No hay comentarios: