domingo, 1 de marzo de 2009

ESTÁS CONMIGO

Tus manos son delicadas,
suaves como el aire tibio
que sopla en las tardes.

Como las mariposas
que vuelan siempre solas
sin temor al viento.

O las hojas que en otoño,
son llevadas muy lejos
a destinos muy inciertos.

Tu mirada tiene el brillo
de mis sueños más hermosos.

Es tu boca un oasis
de besos que tanto ansío.

El tiempo es un recuerdo
de relojes y espejos.

Vivo, muero y sonrío
sabiendo que estás conmigo.

Que en esta vida encuentro
un tesoro escondido
en tus manos que acaricio.

No hay comentarios: