sábado, 15 de mayo de 2010

SONRISA MÍA

Se pasa la vida
en las horas caídas
que el tiempo lleva.

En los recuerdos que quedan,
también en los que se olvidan,
en las palabras perdidas.

En esos besos y caricias
de un amor que ya no es nada,
una brisa serena y calma.

Una mirada que es reflejada
en los fríos espejos del alma
quebrada y sin esperanzas.

Un adiós dicho mil veces,
una historia que se repite
y siempre perece.

Un sueño que tuve un día
a veces me visita, me mira,
me toma de la mano y su sonrisa

se vuelve la sonrisa mía.

No hay comentarios: