domingo, 2 de mayo de 2010

HACIA LA NADA

Estás otra vez de paso
por esta vida siempre vacía,
por esta vida que no termina
y es un cúmulo de causas perdidas.

Un conjunto desordenado de fracasos
que se han ido uniendo en un muro
que no trepo nunca, no puedo,
caigo vencido a cada paso.

Pero de repente te veo
caminando como siempre sola,
me miras como si no existieras,
y sigues tu paso hacia la nada.

Mi alma queda quebrada,
mi corazón late porque eso debe,
mis palabras se agolpan en mi boca
que no atina a nada y calla.

Me queda al menos la belleza,
la emoción de tenerte cerca,
esos ojos que me miraron fijo
estando de mis ojos tan cerca.

Soy quien pierde su estrella,
quien paga todas las deudas,
soy quien te escribe y sabe
que nunca más habrá respuesta.

No hay comentarios: